El cofrade y el Corpus

corpus-procesion-07 “La solemnidad de la festividad del Corpus no tiene merma ni mantiene declive como relatan algunos en sus foros y a través de sus artículos. Cada año, el Cabildo Catedral, muestra mayor interés en esta procesión en la que Dios pisa las calles para alterar las obtusas mentalidades que se aferran a la cotidianidad material. Los pasitos, engalanados por hermandades afines a las devociones que profesan en heráldicas, exornan las andas, las dotan de naturalidad con los costaleros y las acercan al pueblo de la manera que este pueblo entiende. Incluso la presencia de cofrades en las filas de la comitiva eucarística, por excelencia, sigue en auge. Si acaso, por señalar alguna excepción en el boato propio, la representación municipal se ha visto reducida mínimamente.

Lo que está decayendo, a pasos agigantados, es la presencia en las calles para presenciar el esplendor del cortejo. Cada año, en una progresión alarmante, se ven más espacio y menos público. La concurrencia disminuye notablemente. Será que prefieren acercarse a la playa en este puente sevillano. Las costas están menos pobladas y se disfruta del necesario aislamiento, del retiro que alivia las tensiones del rutinario trabajo.

Hace algunos años, previendo este descenso en los espectadores, quizás porque ya comenzaba a menguar la participación ciudadana, habían preconizado esta situación. Los que manteníamos la tradición, influenciado aún por aquellos años de menos que ahora tenemos de más, porque creíamos que esta festividad marca a los sevillanos, no nos podíamos llegar a creer que se convertiría en la conmemoración menos concurrida de cuántas grandes celebraciones, con siglos de tradición, tienen lugar en esta Sevilla nuestra.

Especulamos, primero con la longitud de la comitiva, que pudiera llegar a ser exasperante para quienes contemplaban de pie el transcurrir de la comitiva. Pero este público está acostumbrado a las esperas y tiene recursos para hacer tiempo oyendo los comentarios o críticas del mismo cortejo. Se distraen mirando los tipos de quienes lo componen, las veces que saludan o las posturas altivas que demuestran, más propias de la tristeza que de la seriedad. ¿No es Dios quién está entre nosotros? Pues no hay mayor alegría.

Después llegó la época de la prosperidad, ese Dorado maravilloso y sin fin que nos vendieron como estado del bienestar y que nos hizo sentir como los reyes del mambo, y muchos tiraban de coche para retirarse al litoral, al apartamento o la casa recién comprada, cuando no de tarjeta para alejarse a los confines del mundo, a los fiordos noruegos o a la cosmopolita Nueva York. Por eso había menos gente en Corpus, porque preferían las galerías comerciales del centro de Londres o las arenas blancas de Cancún.

Llegó el gran batacazo. Y hace cinco años hubo un repunte en la asistencia a la gran celebración cristiana. Paulatinamente, el público ha ido disminuyendo. Cada vez menos. En cambio, la procesión recupera antiguos esplendores, los cortejos de las hermandades también se ven mermados y más discretos, con vestimentas acordes al acto, sin las exuberancias de hace algunos lustros, en los que algunos parecían saltimbanquis de circo. Todo es muy solemne y litúrgico, como tiene que ser”.

Todo ésto, y más, me fue relatando un conocido cofrade, de esos rancios que parecen mantener las esencias, de la ciudad y sus tradiciones, ellos solos, mientras me dirigía a la cita con unos muy buenos amigos, cerca de San Isidoro. Y remataba, el buen hombre, la faena mientras me despedía, en la esquina de la calle Pajaritos, pues ya había oteado a otra víctima, en la puerta de un celebrado bar

– Quillo, Antoñito, es que cada día queda menos gente a quien saludar. ¡No sé donde vamos a llegar!

Galería | Esta entrada fue publicada en RELIGIÓN, SEVILLA y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s